Jesús le dijo... a Simón, hijo de Jonás, ¿me amas? Pedro... le respondió:

Señor, tú lo sabes todo; tú sabes que te amo. Jesús le dijo: Apacienta mis ovejas. 

 

El llamado de Cristo a apacentar sus ovejas es lo que rige la vida de un pastor. Con ese anhelo en el corazón surgió el proyecto de escribir diariamente una reflexión, corta y sencilla, sustentada con la sana doctrina que  Dios nos brinda en su Palabra. El objetivo es alimentar y fortalecer la fe de aquellas ovejas de Cristo que deseen ser apacentadas cada mañana. Si deseas recibir las reflexiones "apacentados" puedes suscribirte aquí: 

Lee una reflexión

Jesus

Christus

Erlöser

Unirse al grupo

"Apacentados"

Sucribirse por E-mail

¡Tus datos se enviaron con éxito!

Reflexiones para el alma

APACENTADOS